La resistencia a la insulina es el paso previo a la diabetes tipo 2. Cuando una persona se hace resistente a la insulina, su cuerpo deja de procesar los carbohidratos de la forma que debería.

A largo plazo, la resistencia a la insulina puede provocar consecuencias graves en el cuerpo. La buena noticia, hoy día existen tratamientos que pueden retrasar o incluso revertir esta enfermedad.

Este artículo analiza cuáles son las causas, consecuencias y síntomas de la resistencia a la insulina.

¿Qué es la resistencia a la insulina?

resistencia a la insulina que es

Por definición, la resistencia a la insulina es reducción de la sensibilidad de los tejidos del cuerpo a reaccionar ante la insulina.

La principal causa de esta condición es el exceso de azúcar y el consumo de otros carbohidratos simples de forma inadecuada.

La resistencia a la insulina está directamente relacionada con el desarrollo de la diabetes tipo 2.

Las principales consecuencias de la resistencia a la insulina son el deterioro del sistema cardiovascular, y mayores riesgos de infarto al corazón y al cerebro. Esto se debe a un aumento del colesterol malo y de los niveles de triglicéridos en sangre.

Además, sí bien no es una regla que se cumple en todos los casos. Por lo general la resistencia la insulina suele venir acompañada por un aumento de grasa corporal. (3)

En los hombres con resistencia a la insulina, los niveles de testosterona pueden disminuir considerablemente. En mujeres puede dar lugar a desequilibrios en los niveles de estrógenos, causar ovarios poliquísticos, e intensificar los síntomas de menopausa.

RELACIONADOS:

Resistencia a la insulina – síntomas y diagnóstico

Uno de los síntomas de la resistencia a la insulina es la sensación constante de sueño y cansancio. En la mayoría de los casos la frecuencia al orinar aumenta.

Otros síntomas comunes son la hiperpigmentación, papilomas y descamación en los pliegues naturales de la piel (cuello, axilas, ingle).

El diagnóstico de la resitencia a la insulina más exacto es un análisis de laboratorio e interpretación de un médico. Medir la circunferencia de la cintura es un método simple para determinar una tendencia sin embargo, este método no es preciso. Los síntomas de la resistencia a la insulina son:

  • Somnolencia después de comer
  • Sensación constante de cansancio
  • Sensación constante de hambre y sed
  • Micción frecuente
  • Circunferencia de la cintura mayor que las caderas
  • Papilomas Múltiples

Resistencia a la insulina – tratamientos

Regular los niveles de azúcar en sangre es la mejor manera de tratar la resistencia a la insulina.

Para ello, el tratamiento más simple es la dieta. En estos casos se recomienda la limitación máxima de los carbohidratos simples (azúcar, miel, glucosa y fructosa) y hacer una transición a los carbohidratos complejos (cereales integrales y verduras).

Además, se recomienda acompañar con ejercicios para poder lograr reducir el porcentaje de grasa corporal. En algunos casos puede ser necesario el uso de medicamentos, sin embargo esta es una manera de reducir las consecuencias, no ataca las causas.

Dieta para resistentes a la insulina

En una dieta para resistentes a la insulina deben predominar las grasas saludables (aceite de oliva, coco, canola). Los carbohidratos de bajo índice glucémico (quinoa, amaranto, trigo sarraceno, arroz integral, vegetales) y las proteínas de alto valor biológico (huevos, lácteos, carnes magras)

El nivel de azúcar en la sangre debe mantenerse sobre los limites inferiores. La mayoría de las frutas son permitidas pero en cantidades moderadas. Controlar los valores de la carga glucémica es lo fundamental para no desarrollar resistencia a la insulina crónica.

Índice de insulina de los alimentos y resistencia

resistencia a la insulina tratamientos

El índice de insulina es un indicador que mide la cantidad de insulina producida en respuesta al consumo de los alimentos.

El índice de insulina sirve para determinar de forma teórica el nivel de insulina en la sangre después de comer. Este dato es útil para prevenir la resistencia.

La información práctica más importante de esta teoría es evitar alimentos azucarados y con alto contenido de azúcar.

Si bien es similar a la teoría del índice glucémico. Esta es más completa.

Además sugiere evitar la combinación de alimentos con lactosa con altos en proteínas. Combinar leche, yogurts, helados con quesos, huevos o carnes no es una buena idea para prevenir la resistencia a la insulina.

¿Cómo funciona la insulina?

La insulina es una hormona pancreática que regula los niveles de azúcar en sangre. La insulina es la llave de la glucosa; la principal fuente de energía del cuerpo.

La resistencia a la insulina ocurre cuando las cantidades de glucosa son excesivas durante largos períodos de tiempo. En la mayoría de los casos esto ocurre por un consumo crónico y excesivo de alimentos con carbohidratos simples.

La insulina se acostumbra a altas concentraciones de glucosa y deja de reaccionar como debería. Como consecuencia, el páncreas pierde la capacidad de trabajo y los niveles hormonales se descontrolan.

RESUMEN

La resistencia a la insulina es una condición asociada con el exceso de alimentos dulces.

Su principal consecuencia es el desarrollo de diabetes tipo 2 y el aumento de triglicéridos y colesterol malo en sangre.

Los síntomas más frecuentes son fatiga, una sensación incontrolada de hambre y micciones frecuentes.

La resistencia a la insulina debe ser diagnósticada mediante un análisis de laboratorio. Sus tratamientos más comunes consisten en una nutrición adecuada y aumentar la actividad física.

VER REFERENCIAS

1.Insulin Resistance & Prediabetes, source

2.What to know about insulin resistance, source

3.Yes, thin people can get Type 2 diabetes, source

4.Food insulin index: Physiologic basis for predicting insulin demand evoked by composite meals. Fuente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *