El crecimiento físico es un proceso complejo que involucra la acción de la hormona del crecimiento.

La hormona del crecimiento (GH), juega un papel clave en la composición corporal, la reparación celular y el metabolismo. También aumenta el crecimiento muscular, la fuerza y ​​el rendimiento en el ejercicio.

Tener niveles óptimos de hormona del crecimiento es especialmente importantes durante la niñez y la adolescencia así como en procesos de pérdida de peso, recuperación de lesiones y enfermedades.

Curiosamente, niveles bajos o altos de esta hormona pueden provocar efectos negativos a distintos niveles y afectar el envejecimiento del cuerpo.

Sigue leyendo para saber todo sobre esta hormona. ¿Para qué sirve la hormona del crecimiento, cómo se estimula y cómo afecta al cuerpo?

¿Qué es la hormona del crecimiento?

La hormona del crecimiento (GH o somatropina) es una pequeña proteína producida por la glándula pituitaria. La producción de GH está controlada por un conjunto complejo de hormonas producidas en el hipotálamo del cerebro, en el tracto intestinal y el páncreas.

La glándula pituitaria emite GH en ráfagas y la libera al torrente sanguíneo. Los niveles aumentan después del ejercicio, una lesión y el sueño.

En condiciones normales, se produce más GH durante la noche que durante el día. Este proceso es fisiológicamente complejo, y nos dice que los análisis de sangre esporádicos para medir los niveles de GH no tienen mucho sentido; ya que los niveles (altos y bajos) se alternan a lo largo del día.

Además, la producción de GH también cambia con el paso de los años: aumenta durante la infancia, alcanza su punto máximo durante la adolescencia y disminuye a partir de la edad adulta media.

RELACIONADO: ¿Cómo aumentar de estatura en la adolescencia?

¿Para qué sirve la GH y cómo afecta al cuerpo?

La GH actúa sobre muchos tejidos del cuerpo. En niños y adolescentes estimula el crecimiento de huesos y cartílagos. En adultos de todas las edades, la GH aumenta la producción de proteínas, promueve la utilización de grasas, interfiere con la acción de la insulina y eleva los niveles de azúcar en sangre.

Otros efectos conocidos de la hormona de crecimiento en el cuerpo son: el aumento en la tasa de síntesis de proteínas, afectar el metabolismo de ciertos electrolitos (incluidos el sodio, el potasio y el calcio), promueve la liberación de grasa corporal e influuye en el metabolismo de los carbohidratos.

La última acción es mediada por un aumento del factor de crecimiento de tipo insulina 1 (IGF-1) y crea una demanda de mayor producción de insulina, que actúa para llevar los niveles de azúcar en sangre a la normalidad.

Efectos del exceso de GH en el cuerpo

El exceso de hormona del crecimiento tiene efectos dañinos en el cuerpo. En humanos, si esto ocurre en la juventud resulta en gigantismo. Si ocurre en la edad adulta provoca acromegalia. Ambas son alteraciones graves del cuerpo.

Las personas con acromegalia sufren de un aumento excesivo del tamaño de las partes distales del cuerpo, incluidas las manos, los pies, el mentón y la nariz. Así como ocurre el agrandamiento de órganos como la lengua, el corazón, el hígado y los riñones.

El agrandamiento se debe al crecimiento excesivo de cartílago, músculo, tejido subcutáneo, huesos y piel. Esto se asocia con un aumento de riesgo de cáncer de próstata, cardiopatías, hipertensión, artritis, pérdida del deseo sexual y muerte temprana. (4)

Niveles bajos de hormona del crecimiento

Los niveles bajos de GH son una de las principales causas de baja estatura y enanismo. Generalmente se da como el resultado del daño al hipotálamo o la glándula pituitaria durante el desarrollo fetal o los primeros meses de vida. La deficiencia de GH también puede estar causada por mutaciones en genes que regulan su producción. (3)

La deficiencia de GH generalmente se trata con inyecciones. Los niños y adolescentes generalmente responden bien y suelen alcanzar una altura casi normal. Los niveles de GH bajos pueden persistir hasta la edad adulta, aunque algunas personas tratadas en la infancia tienen una secreción normal en la edad adulta.

Curiosamente otra razón de baja estatura y falta de GH pueden ser traumas emocionales severos en niños, esto se conoce como enanismo psicosocial. Cuando los niños con este trastorno se retiran del entorno estresante su función endócrina y su tasa de crecimiento se normalizan.

La deficiencia de hormona del crecimiento en adultos se asocia con fatiga, falta de energía, estado de ánimo deprimido, disminución de la fuerza muscular, disminución de la masa muscular, piel delgada y seca, y baja densidad ósea.

Hormona del crecimiento humano y envejecimiento

hormona del crecimiento y envejecimiento

Las presunciones sobre los beneficios de la hormona del crecimiento en la juventud comenzaron tras un estudio publicado en 1990 por Rudman y sus colegas. Este estudio experimentó en hombres mayores de 65 años de edad tras 6 meses de tratamiento con hormona del crecimiento. (7)

Debido a que con el tratamiento con GH se redujo la grasa grasa corporal, se aumentó la masa muscular, los huesos y se mejoró el bienestar en general; Rudman asoció que la disminución de la hormona del crecimiento con la edad es responsable de los cambios típicos que ocurren en la vejez.

El potencial ampliamente publicitado de la GH como agente anti-envejecimiento atrajo mucho interés en su momento.

Ahora, ¿Pueden las hormonas de crecimiento humano realmente beneficiar al envejecimiento? Según los científicos de hoy, parece que es todo lo contrario.

Los resultados obtenidos hasta ahora han sido decepcionantes con pocos beneficios documentados y muchos efectos secundarios.

Un estudio encontró que tanto en humanos como en ratones, el aumento excesivo de los niveles de GH se asocia con un mayor riesgo de enfermedad y una menor esperanza de vida que probablemente represente una aceleración del envejecimiento. (5)

Otro estudio en animales, donde se bloqueó la hormona de crecimiento en ratones, (se los hizo resistentes). Se observó un aumento de la longevidad de entre el 25% y más del 60% en ambos géneros. (7)

Otra revisión sobre los efectos de la hormona del crecimiento en hombres concluye que las funciones fisiológicas normales de la GH para promover el crecimiento, la maduración sexual y la fecundidad implican costos significativos en términos de envejecimiento y esperanza de vida. (8)

Estos resultados conducen a una situación contraria a la intuición (pero inevitable conclusión) de que las acciones de GH limitan de alguna manera la esperanza de vida y que esto probablemtne va acompañado con la aceleración del proceso de envejecimiento.

RESUMEN

La hormona del crecimiento ayuda a su cuerpo con el metabolismo, la reparación celular y otras funciones vitales.

Cómo con otras hormonas clave como testosterona y estrógenos, tener niveles saludables de la hormona del crecimiento es importante. Tanto la falta de GH como su exceso se asocia con enfermedades.

La evidencia sugiere que el papel de la hormona de crecimiento en cumplir funciones anti-age no es real. Por el contrario, niveles altos de somastatina pueden desencadenar un envejecimiento acelerado.

REFERENCIAS

  1. Growth hormone, athletic performance, and aging. Fuente
  2. Growth hormone and treatment outcomes: Expert review of current clinical practice. Pediatric endocrinology reviews : PER. 9. 554-65.
  3. Growth hormone (somatropine). Fuente
  4. Acromegaly. Fuente
  5. Growth Hormone and Aging: Updated Review. The World Journal of Men’s Health. Fuente
  6. Growth hormone and aging: A challenging controversy. Fuente
  7. Effects of human growth hormone in men over 60 years old. Fuente
  8. The starvation hormone, fibroblast growth factor-21, extends lifespan in mice

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *