La albúmina es un tipo de proteína producida por el hígado. La albúmina ayuda a mantener los líquidos en el torrente sanguíneo y a transportar vitaminas y nutrientes por todo el cuerpo.

Tener niveles normales de albúmina se asocia con un buen estado de salud. Los niveles bajos de albúmina pueden indicar un problema en el hígado o los riñones. Por lo que su médico puede enviarle un test para verificar su funcionamiento.

Este artículo describe qué es la albúmina, cuál es su función y cómo interpretar los valores de una prueba de sangre.

¿Qué es la albúmina y cuál es su función?

clara de huevo albumina proteina

La albúmina es una familia de proteínas globulares, las más comunes son las albúminas séricas.

En el cuerpo humano, las albúminas se encuentran mayormente en el plasma sanguíneo y se diferencian de otras proteínas de la sangre en que no están glicosiladas (no tienen carbohidratos).

En los alimentos como el huevo, las albúminas son las principales fuentes de proteínas.

La función principal de la albúmina es mantener el equilibrio de líquidos en el cuerpo. Necesita de valores normales de albúmina para evitar que el líquido se escape de los vasos sanguíneos.

Esta proteína también cumple un papel fundamental en la reparación de tejidos y ayuda al crecimiento del cuerpo transportando hormonas y nutrientes esenciales a su alrededor.

Los aminoácidos, que son los componentes básicos de la albúmina y provienen de las proteínas, se pueden perder por varios motivos. Por lo que es importante comer suficientes proteínas para tener valores normales.

Albúmina – Valores normales, bajos y altos

La cantidad de albúmina en su cuerpo se mide mediante un análisis de sangre de laboratorio. Esta medida se reconoce como un marcador del estado nutricional de una persona.

Los niveles de albúmina normales o saludables van entre 3.4 a 5.4 g/dL.

Si sus niveles son inferiores a 3.4 g/dL entonces tiene valores de albúmina bajos. Es posible que esto se deba a que no esté comiendo suficiente cantidad de proteínas, tenga problemas en el hígado, riñón o enfermedades inflamatorias.

Los niveles bajos de albúmina pueden dar lugar a niveles altos de azúcar en sangre, hinchazón en las piernas, pies y manos, fatiga, náuseas, cambios en el apetito y piel seca.

Si sus valores son mayores a 5.4 g/dL entonces tiene la abúmina alta. Se tiene un mayor riesgo de tener niveles altos de albúmina cuando hay una herida abierta, infecciones, quemadura, luego de un ataque cardíaco o después de una cirugía.

Los niveles altos de albúmina también pueden significar que está deshidratado o que lleva una dieta rica en proteínas.

Albúmina baja – síntomas y qué hacer

Si sus niveles de albúmina son ligeramente bajos, es posible que no tenga ningún síntoma. En este caso, lo más probable es que no esté comiendo suficientes proteínas.

Si tiene problemas hepáticos que pueden haber causado su hipoalbuminemia, puede notar que su abdomen está inflamado. También es posible que sufra de otros síntomas como hinchazón en todo el cuerpo, piernas, debilidad muscular, fatiga o calambres.

Cosas que puede hacer para tratar la albúmina baja:

  • Los tratamientos para los niveles bajos de albúmina se basan en corregir la causa del problema.
  • Asegúrese de informar a su médico, así como a todos los proveedores de salud, sobre los medicamentos que esté tomando y si ha hecho algún cambio en su estilo de vida.
  • Si tiene niveles bajos de albúmina en sangre debido a una nutrición inadecuada, es posible que se le recomiende comer alimentos ricos en proteínas.
  • Si su hipoalbuminemia se debe a una disfunción hepática, es posible que lo sometan a restricción de líquidos y una dieta especial.
    Evite el alcohol, ya que el alcohol puede empeorar sus síntomas de albúmina baja, especialmente si hay un daño en el hígado.

¿Cómo asegurar las proteínas a mis comidas?

Algunos consejos para mantenerse al día con sus necesidades de proteínas:

  • Coma proteínas en todas las comidas, no se llene con otros alimentos.
  • Elija proteínas de alto valor biológico (huevos, leche descremada, carnes) o combínelas de forma tal que sean completas (por ejemplo legumbres y arroz)
  • Separe la cantidad de proteínas a lo largo del día, esto puede mejorar su absorción.
  • Pruebe un suplemento rico en proteínas: busque barras, batidos, polvos y líquidos de proteínas para agregar una cantidad extra a su dieta.

RELACIONADOS:

Hipoalbuminemia y salud del hígado

albumina funcion
Microscopía de la albúmina del huevo. (3)

La albumina se sintetiza a través de los hepatocitos del hígado y se excreta rápidamente en el torrente sanguíneo a una tasa de entre 10 y 15 g por día. (2)

Si el hígado no cumple esta función, es probable que algo ande mal.

Si su médico sospecha que tiene una afección que afecta su función hepática, como la cirrosis es probable que deba proporcionar una pequeña muestra de sangre para una prueba de albúmina.

Los resultados de la prueba pueden indicar si tales condiciones están mejorando o empeorando. Los síntomas asociados con la hipoalbuminemia y enfermedad hepática son:

  • Ictericia – piel y ojos amarillos
  • Fatiga
  • pérdida de peso involuntaria
  • hinchazón

RESUMEN

La albúmina es un grupo de proteínas de gran importancia para la salud humana.

La principal función de la albúmina es transportar nutrientes, mantener el equilibrio de líquidos y reparar tejidos. Tener niveles normales de albúmina son importante para asegurar estas funciones en el cuerpo.

Tener valores bajos de albúmina en sangre se asocia con una mala nutrición, problemas en el hígado o el riñón. Tener niveles altos puede indicar una infección o un episodio de estrés reciente (operación, infarto, etc).

Si tiene síntomas de albúmina baja o alta, consulte a su médico para que lo ayude a seleccionar el mejor tratamiento.

REFERENCIAS

1.Hipoalbuminemia (Low Albumin). Fuente

2.Physiology, Albumin. Fuente

3.Clinical use of albumin. Fuente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *