Categorías: Salud

7 hábitos que te hacen envejecer más rápido

Los hábitos que desarrollamos entre los 20 y los 30 años tienen un gran impacto en cómo nos vemos y nos sentimos cuando somos adultos mayores. Es muy importante tratar su cuerpo con respeto y cuidado para mantener una salud física y mental óptima a medida que envejecemos.

Si bien es normal temer a algunas arrugas y la flacidez, envejecer bien implica mucho más que eso. Envejecer con gracia no se trata de tratar de parecer un veinteañero, se trata de generar hábitos para vivir una vida mejor con la salud física y mental para disfrutarla.

Como una botella de vino, con el cuidado adecuado puede mejorar con el tiempo. Siga leyendo para saber cuáles hábitos hacer y qué no hacer para envejecer saludablemente.

Hábitos que te hacen envejecer rápidamente

Aquí hay algunos hábitos culpables y evitables que aceleran el proceso de envejecimiento.

1. Mala alimentación

Una dieta constante de alimentos grasos y cargados de carbohidratos refinados es una gran causa de envejecimiento prematuro. Los alimentos ultraprocesados, las carnes rojas, el pan blanco y la margarina provocan inflamación en su cuerpo.

Esta hinchazón puede provocar brotes en la piel y formación de arrugas. Estos alimentos también agregan niveles no saludables de sodio, colesterol y grasa a su cuerpo, lo que aumenta la probabilidad de obesidad.

Un estudio holandés de 2019 con más de 2700 participantes encontró que los hábitos dietéticos están asociados con las arrugas faciales, especialmente en las mujeres. (2)

Según el estudio, las mujeres cuyas dietas incluyen una gran cantidad de carnes rojas y bocadillos poco saludables tienden a tener más arrugas faciales que las mujeres que incluyen más frutas en su dieta.

Los alimentos con alto contenido de propiedades antiinflamatorias o antioxidantes como el betacaroteno también pueden mejorar la elasticidad de la piel y proteger contra el daño cutáneo y el envejecimiento prematuro. Algunos alimentos y bebidas con estas cualidades son:

  • té verde
  • aceite de oliva
  • salmón
  • aguacates
  • granadas
  • semillas de lino
  • verduras, especialmente zanahorias, calabaza, verduras de hoja verde, pimientos y brócoli

2. Alcohol

Si bien una copa de vino de vez en cuando no es motivo de alarma, beber con regularidad puede hacer que parezca mucho mayor de lo que realmente es. Esto es en parte por qué cuanto más bebe, más deshidratado su cuerpo se vuelve.

Su cuerpo depende de líquidos saludables, es decir, agua, para que pueda realizar sus procesos corporales normales. Una hidratación insuficiente da lugar a daños en los órganos y al envejecimiento prematuro de la piel.

Al limitar su consumo de alcohol a una bebida al día, reduce la cantidad de trabajo que su hígado necesita para eliminarlo. La textura y la hidratación de su cutis mejorarán, perderá kilos no deseados y su sueño será más reparador.

3. Estrés

Nada puede envejecer tan rápido como una constante sensación de preocupación, ansiedad y estrés. Los estudios han demostrado que los períodos prolongados de estrés en realidad pueden alterar su ADN. (2)

El estrés crónico causado por el trabajo, los disturbios familiares u otros factores conduce a un aumento de la presión arterial, interrupciones del sueño y brotes de acné. Todas estas dolencias tienen un impacto negativo en la forma en que envejecemos.

Haga todo lo posible por encontrar formas saludables de lidiar con el estrés. Tomarse un tiempo cada día para desconectarse y disfrutar de una tranquila soledad puede ser de gran ayuda para reducir sus niveles de estrés. Salga a caminar, lea un libro o sumérjase en una tina caliente.

Practique el mindfullness y haga de la eliminación del estrés una prioridad y su cuerpo se lo agradecerá.

4. Falta de sueño

La falta de sueño se ha convertido en una epidemia mundial. Se ha demostrado ampliamente que la falta de sueño conduce a un deterioro del rendimiento cognitivo y de la memoria. (3)

Con el tiempo, las interrupciones prolongadas del sueño pueden afectar gravemente a nuestro sistema inmunológico, los procesos de toma de decisiones, el tiempo de respuesta y otras funciones claves del cerebro.

La falta de sueño también está relacionada con una aceleración del proceso de envejecimiento. La elasticidad de la piel reducida, la pigmentación desigual y la hinchazón debajo de los ojos.

Muchas personas dicen que a medida que envejecen, necesitan menos horas de sueño. Es cierto que a medida que envejecemos, nuestros ritmos circadianos cambian, lo que afecta los patrones de sueño. Sin embargo, los estudios muestran que sigue siendo ideal dormir de 7 a 8 horas cada noche. (4)

5. Fumar

No debería sorprender que fumar esté en esta lista de hábitos que te hacen envejecer más rápido. Además de acortar su vida, los cigarrillos también afectan su apariencia física, en particular la piel.

El humo del tabaco daña el colágeno y la elastina, las fibras que dan elasticidad y fuerza a la piel.

Además, la nicotina de los cigarrillos hace que los vasos sanguíneos se contraigan. Esto reduce el flujo de sangre a su piel. Como resultado, su piel no recibe tanto oxígeno. También limitará los nutrientes importantes, como la vitamina A, que pueden llegar a su piel.

El calor asociado con los cigarrillos, así como el fruncimiento de los labios también puede causar arrugas. Un estudio de 2013 realizado con 79 pares de gemelos idénticos encontró que los gemelos que fumaban tenían significativamente más arrugas que sus contrapartes que no fumaban. (5)

La adicción a la nicotina es extremadamente poderosa y puede ser difícil de vencer por su cuenta. Hable con su médico sobre los medicamentos para dejar de fumar y las técnicas para dejar el hábito de una vez por todas.

6. Exposición al sol

A pesar de lo maravilloso que puede sentirse el sol en la piel, tomar el sol es una de las peores cosas que puede hacer cuando se trata de un envejecimiento prematuro.

La exposición excesiva a los rayos ultravioleta debilita los vasos sanguíneos y las células de la piel, lo que provoca ese aspecto seco y curtido. Las camas solares son aún peores para tu piel.

Durante los últimos 30 años, se ha diagnosticado cáncer de piel a más personas que a todos los demás cánceres combinados.

El uso regular de protector solar tiene la capacidad de ralentizar los signos del envejecimiento de la piel y prevenir el cáncer.

Para proteger su piel de los dañinos rayos ultravioleta (UV) del sol, es vital aplicar un SPF de entre 30 y 50 todos los días, incluso si está nublado. Los rayos ultravioleta aún pueden penetrar las nubes, así que no se salte el protector solar solo porque no hay sol.

Para mayor protección, use un sombrero de ala ancha, ropa de colores claros que refleje el sol y anteojos de sol con protección UV.

7. Falta de ejercicio

El envejecimiento saludable comienza con la actividad física regular. Las investigaciones muestran que las personas que no hacen ejercicio constantemente tienen tasas más altas de enfermedades cardiovasculares y otras enfermedades relacionadas con la edad.

También sufren más lesiones que sus contrapartes amantes del ejercicio. A medida que envejecemos, las lesiones se vuelven más peligrosas y, a menudo, conducen a complicaciones potencialmente mortales.

El ejercicio ayuda a aumentar las hormonas beneficiosas como la testosterona, reduce los niveles de cortisol, mejora el estado de ánimo y controla la presión arterial. (6)

También mantiene su peso estable y prolonga su vida útil. Considere la posibilidad de invertir en un rastreador de actividad física que lo motive a realizar los pasos objetivo cada día. Haga todo lo posible por hacer ejercicio durante 30 minutos 5 veces a la semana.

¿Qué causa el envejecimiento de la piel?

La piel de todas las personas envejece, por lo que la piel de un niño pequeño y la piel de un hombre de 90 años se ven muy diferentes.

La piel pierde elasticidad a medida que envejecemos porque la producción de colágeno se ralentiza con el tiempo. Este proceso puede verse agravado por una variedad de factores, incluida la exposición al sol, la contaminación y ciertos hábitos de estilo de vida.

A medida que envejece, su piel también tiende a volverse más delgada y seca. Cuando su piel no tiene tanta humedad o volumen como antes, también puede hacerla más propensa a las arrugas.

RESUMEN

Si bien es imposible retroceder el reloj del envejecimiento, hay algunos hábitos conscientes que todos podemos hacer para ralentizar el proceso de envejecimiento. Comprometerse a llevar una vida saludable y productiva lo beneficiará no solo hoy, sino también en los años venideros.

Los factores del estilo de vida, como llevar una dieta rica en vitaminas, beber mucha agua, proteger la piel del sol, no fumar y controlar el estrés, juegan un papel clave cuando se trata de mantener la piel sana y joven.

REFERENCIAS

  1. A healthy diet in women is associated with less facial wrinkles in a large Dutch population-based cohort. Fuente
  2. Dynamic changes in DNA methylation of stress-associated genes (OXTR, BDNF ) after acute psychosocial stress. Fuente
  3. A Sleep to Remember: The Effects of Sleep on Memory. Fuente
  4. Sleeping hours: What is the ideal number and how does age impact this?. Fuente
  5. Facial changes caused by smoking: a comparison between smoking and nonsmoking identical twins. Fuente
Compartir
Gonzalo Paredes

Gonzalo es apasionado por impulsar cambios positivos a través de la investigación y divulgación de la ciencia. Además de escribir con otros miembros del equipo, Gonzalo se asegura de que el contenido sea actual, preciso y confiable.

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada Campos obligatorios marcados*