Metabolismo después de los 30 – Factores

A la edad de 30-35 años, las personas comienzan a presentar cambios en el metabolismo. Los hombres por ejemplo comienzan por perder masa muscular a una velocidad de 1 a 2% al año. (1) Esto se explica fundamentalmente debido a una baja de la hormona testosterona. Sin embargo, esto no es todo la tasa metabólica basal se ve reducida. ¿Por qué?

A partir de los treinta años, la cantidad de calorías necesarios disminuye entre un 5 y 7% cada 10 años. De hecho, esta es la principal razón por las que ocurre un aumento de peso. Los procesos metabólicos, es decir la manera en que el cuerpo obtiene la energía a través de los alimentos se va degradando con el tiempo. La principal razón según la ciencia es la reducción de una zona específica del ADN: los telómeros.

Cambios en el metabolismo después de los 30 – Testosterona baja

Uno de los principales cambios en el metabolismo después de los 30 es la baja de los niveles de testosterona. Si bien esto no es dramático, la síntesis de testosterona es de un 5% menor a los 30 que a los 25 años. Es suficiente para provocar cambios en el cuerpo.

La baja en los niveles de testosterona grande ocurre después de los cuarenta años. Su síntesis alcanza un 10% menos cada 5 año. A los cincuenta, los niveles de testosterona son un 60% menos que de los de un hombre con 25.

Una de las medidas para evitar la testosterona baja es no abusar con el consumo de proteínas. Estudios han confirmado que una dieta alta en proteínas aumenta los niveles de estrógenos. De hecho es un prometedor tratamiento para mujeres con dificultad para quedar embarazadas. Lo ideal es limitarse a un máximo de 1.5-2.0 g de proteínas por kilo de peso corporal.

Falta de vitaminas y minerales

Es importante entender que la falta de vitaminas y minerales ocurre principalmente debido a una mala alimentación. Si bien en todas las etapas de la vida es importante; a los 30 años se siente más. Si a los 20 años existía una escasez de calcio o magnesio menor, con el pasar de los años serán realmente visibles las consecuencias.

El magnesio y el zinc son dos minerales necesarios para una correcta síntesis de testosterona. Su ausencia crónica tiene un impacto negativo en el metabolismo. Incluir alimentos con dichas vitaminas y minerales es esencial después de los 30. Una cosa son los cambios normales en el metabolismo debido al transcurso del tiempo, y otra es debido a errores en la nutrición.

Los cambios en el cuerpo después de los 30

Los cambios del cuerpo después de los 30 dependen del estado y la nutrición de una persona. Si un hombre lleva un estilo de vida saludable, estos son mínimos. En otras palabras, acelerar el metabolismo basal es posible, se logra a través de la alimentación y el ejercicio. Los niveles hormonales disminuyen en un una persona sana disminuyen en un máximo de 5%.

La causa por la cual ocurren verdaderos cambios en el cuerpo después de los 30 es debido a malos hábitos como el alcohol y fumar. Así como una mala alimentación. En las sociedades urbanas es frecuente que hacia los treinta años, se comience a comer más y a moverse menos. El resultado: acumular grasa y la pérdida de musculatura.

Por último, la relación testosterona y calvicie, es real. Si bien no es directamente proporcional con la baja de testosterona después de los 30. Sino más bien ocurre por factores genéticos; el impacto en la calvicie puede ser reducido con un buen estilo de vida. Evitar el estrés y comer bien es esencial para evitar la pérdida de cabello.

Empezar el gimnasio después de los 30 ¿Sí o no?

empezar el gimnasio despues de los 30 metabolismo

La respuesta a si empezar el gimnasio después de los 30 es un sí rotundo. Es normal que un hombre comience a ir al gimnasio o lo retome cuando entienden que el cuerpo en mal estado. La buena noticia: siempre se está a tiempo.

Además, la inclusión de ejercicios aeróbicos al aire libre, fútbol, ejercicios de fuerza y abdominales regula los niveles de la hormona del estrés, el cortisol. Por otro lado, eliminar

Entrenamiento y dieta a los 30 años

Lo primero para lograr cambios en el cuerpo es decidirse a cambiar los hábitos alimenticios. Esta es la base para evitar la mayoría de los problemas de salud y disminuir el porcentaje de grasa corporal. En segundo lugar se debe comenzar por el entrenamiento. Para evitar lesiones deportivas, en particular en las articulaciones, se recomienda incluir ejercicios con peso corporal e intensidad moderada.

El entrenamiento funcional y los deportes son ideales para después de los 30. Por otro lado, entrenar unos meses antes del verano no es la solución. Los cambios en el cuerpo con entrenamiento se logran a lo largo del año. Se debe pensar en ello como un estilo de vida no cómo no un sufrimiento.

En cuanto a la dieta después de los 30, lo esencial es eliminar los carbohidratos simples y las grasas trans. Estos dos compuestos son los que provocan trastornos en el metabolismo a largo plazo. Dificultan los procesos de quema de grasas y desestabilizan la producción de hormonas como la testosterona y los estrógenos.

¿Por qué es más difícil practicar ejercicio después de los 30?

Naturalmente, practicar ejercicio después de los 30 es más difícil debido a las obligaciones y responsabilidades que tiene un adulto. Debido a la falta de tiempo y la ansiedad por ver los resultados, las personas pierden la motivación luego de unas cuantas semanas.

Los pocos que continúan, y realmente se esfuerzan notaran los cambios en el cuerpo. Con un balance de macronutrientes y el correcto aporte de la cantidad de calorías se obtendrán buenos resultados incluso después de los 30 años.

RESUMEN

  • Los cambios en el metabolismo después de los 30 son reales. Sin embargo, el llevar una alimentación saludable y practicar ejercicio físico de forma regular realmente ayudan a suavizarlos.
  • Los cambios bruscos en el metabolismo después de los 30 ocurren principalmente por malos hábitos alimenticios y el uso de alcohol y tabaco.
  • Entrenar y empezar el gimnasio después de los 30 es posible. Culpar a la edad es sólo una excusa si realmente se quieren lograr cambios en su cuerpo.
  • Acelerar el metabolismo después de los 30 es posible. Llevar a cabo una correcta nutrición e incluir entrenamiento es esencial para lograr cambios en el metabolismo. Un correcto balance de macronutrientes: carbohidratos, proteínas y grasas. Así como limitar al máximo las grasas trans y los carbohidratos simples es la primera regla para lograrlo.

REFERENCIAS:

  1. Testosterone and cortisol in relationship to dietary nutrients and resistance exercise, Fuente
  2. Testosterone levels in healthy men and the relation to behavioural and physical characteristics: Facts and constructs. Fuente
  3. Diet-Hormone interactions: Protein/Carbohydrate ratio alters reciprocally the plasma levels of testosterone and cortisol and their respective binding globulins in man. Fuente
[Total:1    Promedio:5/5]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *